Lifting de pestañas

El lifting de pestañas consiste en hacer un levantamiento de las mismas y ennegrecerlas, ¿lo mejor? Que son tuyas, no te pones nada ajeno, por lo que no corres el riesgo de quedarte con tres pestañas, ni que se te caigan.

«Es un tratamiento que eleva la curvatura de tus pestañas, resaltando la expresión de la mirada y alargando las pestañas desde la raíz, sin utilizar pelo sintético. Se consigue gracias a unas almohadillas de silicona que se ajustan al párpado y, en lugar de «doblar el pelo», lo estira y eleva hacia la punta, hasta su máximo punto. Es un sistema cómodo, fácil, rápido, sin olores e indoloro.


Los resultados:
un efecto de mayor longitud y espesor, llegando a todos los pelos, de forma inmediata. La duración aproximada es de dos meses y no necesita reposición.

Puedes además ponerte tinte de pestañas ya que proporciona una mayor intensidad y profundidad a la mirada, sobre todo si tus pestañas son rubias o han perdido pigmentación. Además, no dañará en ningún modo a tu pestaña. No se te caen, al levantarlas parece que tienes muchas más pestañas y más intensas.